Información

Este sitio emplea cookies de Google para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y para analizar el tráfico. Google recibe información sobre tu uso de este sitio web. Si utilizas este sitio web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies. Más información: ttps://www.google.com/policies/technologies/cookies/

viernes, 19 de octubre de 2012

Epidendrum rigidum (Flores verdes)

Epidendrum (traducido del griego: sobre los árboles) es uno de los grandes géneros de orquídeas con más de 1.000 especies asignadas en la actualidad y que ha sido frecuentemente revisado, por ejemplo cuando se desgajó el género de las Encyclias con el que guarda muchos parecidos. En realidad la diversidad que presenta este género hace que encontremos especies epifitas, litófitas e incluso terrestres dentro de él y, lógicamente con diferentes requisitos de cultivo.
Epidendrum rigidum Jacq. 1760 (descrito por Nicolaus Joseph von Jacquin) es una orquídea original por no presentar los acostumbrados pseudobulbos (tiene un rizoma de crecimiento rastrero) y ramitas con forma de tallos, con hojas elípticas del mismo tono verde y opuestas y unas inflorescencias en forma de espigas con varias flores muy pequeñas de un tono verde claro. También se le conoce como Epidendrum pium, Epidendrum cardiophorum o Spathiger rigidus.


Yo conseguí la planta a través de un amigo en mayo de este año y la he tenido bastante tiempo sin identificar (y aún tengo dudas, pues hay varias especies con aspecto muy similar y no son muy frecuentes de encontrar a la venta en Europa, siendo motivo de discusiones su identificación en varios foros de aficionados).


Es una orquídea frecuente en los bosques tropicales y se localiza desde Florida hasta América del Sur. Es de cultivo sencillo pues sus requerimientos son muy moderados en todos los aspectos: riego, luz, temperatura, humedad y fertilización. Lo único no la expongas al sol directo ni temperaturas demasiado bajas y sé generoso con el riego o, aumenta un poco más la humedad para que se encuentre a gusto. Puedes cultivarlo en macetas o cestillas colgantes para que extienda cómodamente sus ramas, en un sustrato clásico a base de cortezas, asegurando un buen drenaje. Yo la pasé a una maceta un poco mayor y la situé colgada junto a un Platycerium alcicorne (un helecho muy resistente y decorativo). Lo más llamativo son sus pequeñas flores de color verde crema o verde amarillento que en el caso de mi ejemplar llevan saliendo sucesivamente desde julio hasta la fecha.



En la última foto se aprecia (a la derecha) una cápsula del tamaño de una avellana pequeña, con semillas en maduración. Si alguno de los que visitáis el Blog podéis confirmar la identificación de la planta o el nombre correcto os lo agradezco, para poder etiquetarla correctamente.

Ref.: wikipedia.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tus comentarios